aceites vegetales, antioxidantes, comprar ingredientes, cosmética BIO, naiba esencial, tiendas online

Raro y valioso: aceite vegetal de higo chumbo

aceites vegetales, aceites esenciales, aceites esenciales venta, cosmeticos naturales, cosmetica natural madrid, cosmetica casera, aromaterapia

Hay aceites vegetales que tienen propiedades excepcionales. Relativamente desconocidos, cada día hay más gente que los descubre y adopta incondicionalmente. Uno de mis favoritos es el de HIGO CHUMBO.

La chumbera o nopal (opuntia ficus-indica) es originaria de México, donde las “palas” jóvenes se pelan, se cortan en trozos  y se comen como verdura. En francés se llama “Figue de Barbarie y en inglés “ Prickly pear”. Su cultivo se ha extendido por todo el mundo, sobre todo por las regiones más secas e incluso desérticas. En Andalucía es fácil encontrarlo formando vallas de fincas o huertas por dos razones: se propaga con facilidad, lo cual resulta barato y. por otro lado, sus largas púas disuaden de forma eficaz al posible intruso. El fruto o higo chumbo también está cubierto de púas, muy finas y bastante difíciles de evitar.

¿A quién se le ocurriría extraer aceite de las semillas del higo chumbo? Me imagino a esta persona una tarde de verano en el sur de España o norte de África -de hecho este aceite se fabrica en Marruecos aparte de en Granada- delante de una cerca plantada de chumberas y ante la abundancia de frutos preguntarse como José Mota: “¿Y si sí?”

La cuestión es que las semillas del higo chumbo sólo rinden algo más del 5% de aceite. Y se necesita casi una tonelada de estos higos para un litro de aceite. Además hay que tener mucho valor para recolectar y procesar los frutos de este cactus tan agresivo.

Pero esta persona no se desanimó ante el reto. Extrajo el aceite, lo analizó… y !bingo! Se encontró con una composición de aproximadamente un 60% de Omega 6, 15% de Omega 9, 12% de ácido palmítico, 3% de ácido esteárico, esteroles, minerales y aminoácidos. Y para redondearlo, un elevadísimo  contenido en vitamina E.

A estas alturas ya sabemos que la naturaleza funciona de una manera que la ciencia – hasta ahora – no puede explicar.  Las moléculas aisladas de un aceite vegetal o esencial dicen una cosa; cuando se juntan el resultado es muy distinto, a veces incluso contradictorio. Y se ha demostrado que el aceite vegetal de higo chumbo tiene unas propiedades asombrosas, entre ellas:

  • Regenera y rejuvenece la piel
  • Reafirma y tonifica
  • Reduce las ojeras
  • Hidrata profundamente
  • Es muy cicatrizante (estrías, arrugas)
  • Protege de los radicales libres
  • Aclara las manchas del cutis

Podemos usarlo puro o asociado a otros aceites vegetales y esenciales, porque además no es graso y la piel lo absorbe perfectamente.

Yo lo utilizo puro, por la noche, después de limpiarme la cara. Me doy un masaje insistiendo en las zonas más “conflictivas”: contorno de ojos y labios, frente y cuello. Puedo asegurar que funciona.

No es un aceite barato, como podéis comprender. En Aroma Zone venden 30 ml  (con certificado BIO) por 29,00€.  Y en Cosmética Natural Casera podéis comprar 10 ml por 11,60€ o 50 ml por 36,90€.

Sólo necesitáis unas gotas cada vez, así que durará bastante. Y si pensáis en los precios de cualquier crema “anti-edad” convencional de gama media-alta, es un regalo. Un regalo de la naturaleza.

Artículo anterior Artículo siguiente

Te puede gustar también

1 Comentario

  • Responder Pilar 1 febrero, 2016 at 10:07

    Qué interesante!

  • Deja un comentario

    *